De la carta del Apóstol San Pablo a los Filipenses 3,3-8. Jueves 8 de Noviembre de 2012.

De la carta del Apóstol San Pablo a los Filipenses 3,3-8. Jueves 8 de Noviembre de 2012.

De la carta del Apóstol San Pablo a los Filipenses 3,3-8. Jueves 8 de Noviembre de 2012.

«POR AMOR A CRISTO, HE RENUNCIADO A TODO, Y TODO LO CONSIDERO BASURA, CON TAL DE GANAR A CRISTO».

Nosotros somos los verdaderos circuncidados, pues servimos a Dios en espíritu y confiamos no en cosas humanas, sino en Cristo Jesús.
Porque, hablando de méritos humanos, yo también tendría con qué sentirme seguro. Si alguno cree que puede confiar en tales cosas, ¡cuánto más lo puedo yo!
Nací de la raza de Israel, de la tribu de Benjamín, hebreo e hijo de hebreos, y fui circuncidado a los ocho días.
¿Observaba yo la Ley? Por supuesto, pues era fariseo,
y convencido, como lo demostré persiguiendo a la Iglesia; y en cuanto a ser justo según la Ley, fui un hombre irreprochable.
Pero al tener a Cristo consideré todas mis ventajas como cosas negativas.
Más aún, todo lo considero al presente como peso muerto en comparación con eso tan extraordinario que es conocer a Cristo Jesús, mi Señor. A causa de él ya nada tiene valor para mí y todo lo considero como pelusas mientras trato de ganar a Cristo.

Biblia Latinoamericana /se toma como guía el misal Católico: Asamblea Eucarística. México

Acerca del autor

Temas relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.