Jesús, misterio de salvación enviado por Dios.

Jesús, misterio de salvación enviado por Dios.

Jesús, misterio de salvación enviado por Dios.


navi
Hoy ha nacido el salvador de la humanidad, en un gran misterio nace en una gruta en Belén de Judea; no hay truenos, temblores, fuego, humo como en la gran teofanía del Sinaí cf. Ex 19, 18-20. Es todo un misterio el nacimiento de Jesús que el hombre no comprende, ¿acaso no hay gente erudita en el mundo que entienda el misterio del nacimiento de Jesús?, ¿no hay médicos, químicos, ingenieros, licenciados?, ¿no hay grandes científicos, economistas, biólogos, teólogos y premios nobel?

Se comprenda o no el misterio, el está aquí cf. Jn 1, 14; en medio de los hombres, sea católico, cristiano, musulmán e incluso ateo el está aquí; que el investigador, el científico objete que este día 25 de diciembre no es el día en que nace Jesús no cambia la verdad; la Iglesia inspirada por el Espíritu santo analizó lo que Jesús ha dado a los hombres: “la luz” para sacarlo de las tinieblas del pecado cf. Jn 1, 4 y en el mundo romano se le tributaba a Apolo la gran lumbrera (el sol iluminando en lo más alto) celebrando el 25 de diciembre cuando técnicamente es más intenso el sol o a Adad en el oriente al que los paganos celebraban el día 25 de diciembre, ¿no es más grande Jesús que estos dioses paganos, Jesús en el credo es proclamado como la luz de luz.

Para muchos Jesús es una oferta más, de alguien que quiere beneficiar a los hombres, como lo hace el brujo, el que interpreta las cartas, el horóscopo, el que hace las limpias o el que sana con energía, el que tiene una secta o dice tener poderes para sanar, dar dinero y transformar vida “parando de sufrir”; Dios no sabe de esas alternativas, envía él mismo la salvación en Jesús su hijo, es un misterio de la Trinidad de Dios; Lucas nos lleva por el deleite del salvador cf. Lc 2, 10-14.

Todo mundo celebra la navidad pero no sabe que celebra, para muchos es el motivo de los regalos, el ponche, la parrillada, la música, el baile, la cena, pero… Jesús no está ahí que es el objetivo central, ¿qué misterio verdad?, tal vez hoy sea el gran momento, quizá caigan las vendas de los ojos y se pueda entender, ver y vivir el gran misterio del nacimiento de Jesús; ciertamente, la tradición de las posadas es hermoso, lástima que muchos ya no saben lo que hacen en la posada, no guardan respeto a la hora del rosario, no saben lo que se canta, no saben ni siquiera que hay que respetar la virtud de la religión, menos el imaginarse la gran cantidad de ángeles que alababan a Dios por su salvación enviada.

Este 25 de diciembre la realidad de la salvación es inminente, el Kairos de Dios unos lo aprovechan y otros lo tiran a la bausra pero está aquí, no se puede cambiar, no porque unos no crean o muchos, no le quita a Dios poder ni mucho menos amor a los hombres; la Iglesia celebró la última posada, y las campanas repicaron en las parroquias y Radio Varicana describe una parte importante del mensaje del Papa Francisco:

Puntualmente al mediodía del miércoles 25 de diciembre el Obispo de Roma se asomó al balcón central de la Basílica de San Pedro (conocido como balcón de las bendiciones) para saludar e impartir su bendición a todo el mundo. “Hoy ha nacido el Salvador, Cristo el Señor”, proclamó Francisco. «No pasemos de largo ante el Niño de Belén. Dejemos que nuestro corazón se conmueva, se enardezca con la ternura de Dios; necesitamos sus caricias. El amor de Dios es grande; a Él la gloria por los siglos». Recordándonos los actuales conflictos en diversas partes del planeta, el Papa insistió en que Dios es nuestra paz: «pidámosle que nos ayude a construirla cada día, en nuestra vida, en nuestras familias, en nuestras ciudades y naciones, en el mundo entero. Dejémonos conmover por la bondad de Dios». Deseando a todos una feliz Navidad, el Santo Padre pidió que Jesús, que vino a este mundo por nosotros, consuele a los que pasan por la prueba de la enfermedad y el sufrimiento y sostenga a los que se dedican al servicio de los hermanos más necesitados.

¿Cuál es su deseo de usted?, Jesús no es magia, es una forma de vida permanente, no es una solución pasajera, es permanente y es la única solución, el ha nacido y no es una opción que hoy esta y mañana no; es un misterio de Dios pero la sagrada escritura lo afirma y el mismo Juan trata de explicar que sus dos primeros versos de su evangelio la identidad de Jesús: Jn 1:1 Al principio existía la Palabra
y la Palabra estaba en Dios, y la Palabra era Dios.
Jn 1, 2 Ella existía al principio en Dios.

Deseamos que Jesús satisfaga sus necesidades, aclare sus dudas de sus misterios, le llene de gracia pues todo es posible para el que cree, ciertamente, la incredulidad afecta más no es determinante, que bueno que hizo un espacio en su corazón para este nacimiento tan misterioso, tal vez sea más misterio lo que le pase a usted sí acepta el nacimiento con sinceridad, puede haber dudas en usted pero no le disminuye en su divinidad y en sus verdades que Dios encierra para usted y todos nosotros los hombres.

Acerca del autor

Temas relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.