¿Quién dice la gente que soy yo? Parte 6.

¿Quién dice la gente que soy yo? Parte 6.

¿Quién dice la gente que soy yo? Parte 6.


dice

En nuestro recorrido por los dogmas de nuestra fe, sobre lo que nuestra Iglesia nos enseña y lo que creemos en la sagrada escritura, en el catecismo de la Iglesia, en la enseñanza apostólica y en toda la tradición de nuestra santa Iglesia, hoy tratamos tres temas vitales en la fe ampliando su explicación de unos ya tratados, no lo hacemos para debatir las ideas de otras religiones, sino más bien para fortalecer en lo que creemos alejando tentaciones y seducciones que hagan alejarse de Dios.

1.-Mentira histórica de la expiación.

El islam dice que es mentira eterna la salvación y que durante toda la historia el cristianismo profesa sobre la expiación de los pecados hecha por Jesús, es una mentira, lo cual no es correcto, están terriblemente equivocados al igual que nuestros hermanos judíos que no queman holocaustos en la actualidad por no parecer aborígenes para ser perdonados por Dios en el “Yom Kippur”; algunas webs citan lo siguiente: En la Cristiandad, la salvación y liberación del pecado se encuentra en la parroquia y su doctrina.

La Cristiandad considera que la naturaleza del hombre es ser Ubre y pecador, esta doctrina cristiana entonces como dice que el hombre es casi incorregible y que por lo tanto Jesús cogió los pecados del hombre y «rindió completa satisfacción» a Dios por estos pecados, por medio de su muerte y resurrección. Para resumir Jesús tomo nuestro lugar, y su muerte nos absolvió nuestros pecados.

Primer punto:

La cristiandad:

Es obvio que no conocen el cristianismo en absoluto nuestros hermanos musulmanes, ¿cristiandad?, ¿edad media?, así parece que se quedaron en época medieval, para el musulmán se detuvo el tiempo, para hermanos que se han hecho judíos hasta dicen que se han circuncidado, los musulmanes sólo tienen datos de nuestra Iglesia y fe mal entendidos e interpretaciones vagas, primeramente le vamos a dar una pequeña explicación de lo que es nuestra Iglesia: la Iglesia está en todo el mundo, tiene casi 2000 años de fundada, no por la fuerza militar sino por el amor de Cristo, fue fundada por Cristo Jesús hacía el año 27 en su edad misma d. C, lo tratamos en el artículo 5. La Iglesia tiene su sede en la ciudad del Vaticano, nuestro pastor el Papa Francisco actualmente, la Iglesia se distribuye a todo lo largo y ancho de la tierra, primeramente se divide en zonas muy amplias es decir en cada continente, en segundo lugar, en América lo regula el CELAM y ya en el país lo regula el Episcopado mexicano, a la vez se divide el país en diócesis, cada una de ellas pastoreado por un obispo y cada sector de la diócesis lo tiene una parroquia la cual está a cargo de un Párroco que a la vez tiene a su cargo con sus sacerdotes o diáconos capillas o templos.

Parroquia.

La salvación no está en la parroquia, está en el mismo Cristo Jesús que ya la dio, lo lee bien: “ya la dio”, sí el mundo árabe no la ha tomado lo sentimos mucho, seguirán esperando como nuestros amigos judíos, se les ha anunciado y cierran sus oídos; la parroquia atiende, celebra, catequiza, educa, forma, guía a la porción encomendada de fieles a que cumplan el plan de Dios, enseñar a hacer la voluntad de Dios.

La salvación:

Jesús pago nuestras deudas de nuestros pecados, cita San Juan Él se ofreció en sacrificio para que nuestros pecados sean perdonados y no sólo los nuestros, sino los de todo el mundo 1 Jn 2, 2.
Se imagina a cada ser humano crucificado y Jesús tomando su lugar para pagar sus pecados (concepto musulmán), el pago a Dios es universal y no como lo imagina el musulmán, el Corán cita: les ha dado la etiqueta de incredulidad.. Por su decir ‘¡matamos al Mensajero de Dios, Jesús Cristo, hijo de María!’ Ni lo mataron ni lo crucificaron, aun si así les pareció… » (4:15 5, 15 7).

¿Incredulidad de quién? “siguen pensando que todo fue una farsa de Dios sobre el misterio pascual de Cristo Jesús”, Sí el corazón del Faraón se endureció y no dejaba salir a los israelitas de Egipto, los musulmanes y judíos han endurecido sus oídos, sus inteligencias a la verdad, se han dejado llevar por interpretaciones fantasiosas y más los escribas musulmanes que guiados por Muhammad el autor del Corán trataban de interpretar la sagrada biblia y más el nuevo testamento porque en ese momento la Iglesia católica era la religión oficial del imperio romano.

La salvación es un asunto sumamente delicado, el Corán cita continuamente a lo largo de su escritura lo siguiente: Este es, ciertamente, un Corán; honorabilísimo. Una revelación del Señor de los Mundos. Pues sí estas palabras les parece extraordinarias y tratan de garantizar que son palabras de Alá y no de Muhammad, la salvación es el misterio más grandioso de la humanidad y más bello cuando se entiende.

Jesús, no salvó al mundo por la acción militar, ni liberando a los judíos del yugo romano, ni aplastándolos como era la idea judía y menos, como nació el Islam recibiendo mociones de Dios por medio del ángel Gabriel a Muhammad; muere con el mismo signo y símbolo que durante años los judíos practicaron: ofrecer sacrificios rociando la sangre el altar de Dios para ser perdonados de sus pecados; así como Abrahán vio al carnero enredado para ofrecerlo, así Juan el bautista señala a Jesús como el salvador, en su misma cultura: “He ahí el cordero de Dios” Jn 1, 29.

Satisfacer a Dios:

¿Creen que los musulmanes no ofenden a Alá?, ¿creen que los musulmanes no tienen pecados?, ¿cree el musulmán estar justificado por sus acciones?, cita San Juan: «sí alguno dice que no tiene pecado: es un mentiroso y la verdad no está en él»; ni con la muerte de Mahoma el musulmán queda libre del pecado, ahora si no hay pecado en el mundo musulmán: entonces ¿cómo se le llama muchas acciones militares, patriotismo?; el Corán tiene una influencia en su contenido de judaísmo y cristianismo, una gran cantidad de escritos son fantasiosos y supersticiosos, ¿cómo entender entonces la justificación de los pecados sino tienen pecados?; la fe islámica se centra en creer en Alá, único dios, «sin asociado», todopoderoso, sabio, misericordioso, creador, remunerador en la otra vida y en el juicio final con la resurrección de los muertos. Estas creencias son las que principalmente se contienen y detallan en las azoras de La Meca, mientras que en las del período de Medina los contenidos suelen ser más normativos, dirigidos a la comunidad que allí regía el Profeta, la pregunta es. ¿De qué los salvó Alá?, ¡de nada!, muchas narraciones parecen a la mil y una noche.

Segundo punto:

El perdón en la parroquia y en su doctrina:

Sí lo del perdón de los pecados lo dicen por el sacramento de la reconciliación que por vía del sacerdote en representación y facultado plenamente por la Iglesia y nuestro Señor Jesús, caen en un error de interpretación, no saben de los sacramentos: signos visibles de la presencia de Dios. En cuanto la cita del Deuteronomio 24, 16, lo sacan de contexto, porque el verso completo se refiere al anuncio hecho de los profetas y la segunda ley (el Deuteronomio) que capta de una manera excepcional la responsabilidad plena de cada hombre sobre el pecado, quitando a sus padres la responsabilidad de los pecados de sus hijos y de igual manera quitan la responsabilidad a los hijos por los pecados de sus padres y esto se debía a que antes al judío lo tenían como un todo, era colectivo, felicitado por la solidaridad de su comunidad, rechazado por la pobreza de esa comunidad, responsabilidad de todos y aquí él hombre individualmente va a responder por sus pecados ante Dios, juzgado a por Dios.

El mismo Jesús les da la potestad de perdonar o no perdonar los pecados a sus discípulos, pues él ha perdonado los pecados: en el Nuevo Testamento, por primera vez, aparece Jesús perdonando los pecados, al lado de Dios Padre, que perdona los pecados en la idea religiosa: Jesús. El Hijo de Dios dijo de sí mismo: «El Hijo del Hombre tiene poder de perdonar los pecados en la tierra» (Mc. 2, 10).

Jesús, ejerce su poder divino: «Cuando Jesús vio la fe de aquella gente, dijo al paralítico: Hijo, tus pecados te son perdonados» (Mc. 2, 5) en presencia de los principales.
Frente a una mujer pecadora Jesús dijo: «Sus pecados, sus numerosos pecados le quedan perdonados, por el mucho amor que mostró» (Lc. 7, 47) en presencia de los principales.
Y en la cruz Jesús se dirigió a un criminal arrepentido: «En verdad te digo que hoy mismo estarás conmigo en el Paraíso» (Lc. 23, 43) en presencia de los que se burlaban.

Jesús comunicó de igual manera da el poder de perdonar pecados a sus apóstoles. Jesús quiso que todos sus discípulos, tanto en su oración como en su vida y en sus obras, fueran signo e instrumento de perdón. Y pidió a sus discípulos que siempre se perdonaran las ofensas unos a otros (Mt. 18, 15-17).

No es de extrañar que Vuelvan a argüir: En ningún lado de los cuatro evangelios dijo Jesús explícitamente que fuera él a morir por los pecados de la humanidad y de esta manera salvar a nosotros de la eterna condena. Es ilógico pensar que para el musulmán no haya perdón, entonces… ¿qué los perdone Alá?, el motivo de prometer al salvador a la humanidad cuando fueron expulsados del paraíso y los musulmanes citan como la sagrada escritura: 36. Pero el Demonio les hizo caer, perdiéndolo, y les sacó del estado en que estaban. Y dijimos: «¡Descended! Seréis enemigos unos de otros. La tierra será por algún tiempo vuestra morada y lugar de disfrute». 38. Dijimos: «¡Descended todos de él! Si. pues, recibís de Mí una dirección, quienes sigan Mi dirección no tendrán que. Temer y no estarán tristes. Podemos resumir como católicos: Mateo 1, 21: le pondrás por nombre Jesús porque el salvará al pueblo de sus pecados. Esa es su misión y ya se dio.

Tercer punto:

Pablo fundador de la cristiandad.

Contestamos con el mismo Corán: 7. Alá ha sellado sus corazones y oídos; una venda cubre sus ojos y tendrán un castigo terrible. No hay duda que estos hermanos están perdidos, ahora Pablo es el fundador de la cristiandad, antes nos preguntamos con el mismo Corán:

25. Anuncia la buena nueva a quienes creen y obran bien: tendrán jardines por cuyos bajos fluyen arroyos. Siempre que se les dé como sustento algún fruto de ellos, dirán: «Esto es igual que lo que se nos ha dado antes». Pero se les dará algo sólo parecido. Tendrán esposas purificadas y estarán allí eternamente.

¿Cuál buena nueva anuncia el musulmán?, Pablo anuncia la buena nueva en Jesucristo: Hch 9, 3-5 Sucedió que, yendo de camino, cuando estaba cerca de Damasco, de repente le envolvió una luz venida del cielo, cayó en tierra y oyó una voz que le decía: «Saúl, Saúl, ¿por qué me persigues?» Él preguntó: «¿Quién eres, Señor?» Y él: «Yo soy Jesús, a quien tú persigues. Los amigos musulmanes erran inocentemente y hasta ingenuamente, San Pablo fue un excelente apóstol, evangeliza al mundo gentil, pero no funda el cristianismo pues él persiguió a los cristianos e incluso no era aceptado en su inicio como apóstol: Gal 1:1 Pablo, apóstol, no de parte de los hombres ni por mediación de hombre alguno, sino por Jesucristo y Dios Padre, que le resucitó de entre los muertos.

San Pablo extiende el cristianismo por Asía y Europa, sin embargo antes ya otros discípulos de Jesús al dispersarse anunciaban la buena nueva, evangelizando y fundando comunidades; citamos a continuación estas palabras de una web musulmana: Así como muchos Judíos, Pablo no encontró ninguna cosa practica en las enseñanzas de Jesús, y el mismo persiguió los seguidores de Jesús por sus creencias que no entraban en la fe ortodoxa. Da risa está deducción, Pablo profesaba el judaísmo por eso perseguía a quienes profesaban otra fe, como judío radical permite el asesinato de Esteban (primer mártir), San Pablo no conocía las enseñanzas de Jesús cómo es posible que digan que no encontró nada atractivo en Jesús, más risa da estas fantasías y volvemos a citar palabras textuales:

La autenticidad de Pablo en cualquier capacidad es cuestionable considerando que (1) existen cuatro versiones diferentes y contradictorias de tal «conversión» (Actos 9: 3 8; 22:6 10; 26:13 18; Gal. 1: 15:17); (2) Dios dice en pasajes tales como Num. 12:6, Deut. 18:20 y Ez. 13: 8,9 que las revelaciones vienen SOLAMENTE de Él, y (3) relatos de varios desacuerdos entre otros discípulos y Pablo criticado las enseñanzas de este están escritos en Actos.

(1) No significa desacuerdo de los relatos de su conversión, son escritos que se traducen de a cuerdo a la investigación tradicional de San Lucas, lo cual no contrapone absolutamente nada con Galatas, pues contiene la esencia de ese encuentro con Cristo Jesús, “su Señor desde ese momento”.

(2) ¿Quién dice que en sueños debe de hablar al predicador o profeta?, ¿Moisés o Yahvé?, ¿no se le habló a través de la zarza a Moisés?, no estaba soñando, que ustedes los musulmanes no crean en Cristo Jesús como Dios, es su problema, Jesús revela la misión a Pablo directamente.

Para concluir, citamos una parte más del pensamiento musulmán:

La misma Biblia muestra el error del pensar de Pablo. Mientras que cada uno de los cuatro evangelios hablan de que crucificaron a Jesús, era nada mas que lo que hablaban ciertas gentes; Ninguno de los discípulos de Jesús se mencionan que estuvo presente cuando lo crucificaron, esto si hubo tal cosa, los discípulos habían abandonado a Jesús en el jardín. (Marcos 14:50).

Les digo que no están adentrado en la sagrada escritura, solo buscan despistar a católicos y cristianos mal formados en la fe, ¿Qué san Juan no estuvo en la crucifixión? (discípulo amado), y dicen: sí lo crucificaron, esto por lo que inventan de que otro murió en su lugar.

Terminamos citando el Corán: 78. Hay entre ellos gentiles que no conocen la Escritura, sino fantasías y no hacen sino conjeturar. Cita el documento conclusivo de Aparecida: Quién no conoce a Cristo Jesús, renuncia a anunciarlo y ¿sí no se conoce como será amado y seguido?; esperamos que nuestros hermanos en la fe ignoren estás fantasías y todo aquello que busca destruir la fe en Cristo Jesús

Acerca del autor

Temas relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.